Producida y estrenada por Netflix, The Meyerowitz stories nos introduce en el seno de una familia que, más que disfuncional, es algo así como las secuelas de la vida del escultor que interpreta Dustin Hoffman, patriarca amado y odiado a la vez por los hijos de sus diferentes matrimonios. Ben Stiller es el favorito, Adam Sandler y Elizabeth Marvel son los abandonados, por no hablar de las madrastras: la actual, Emma Thompson, y la anterior, Candice Bergen. Todos juntos forman un cuadro familiar que abarca varias generaciones y que acaba en la joven interpretada por Grace Van Patten, algo así como la esperanza de todo el clan, el último intento de superar los errores del pasado.