¿Podrás perdonarme algún día? es la primera sorpresa cinematográfica del año. Una divertida comedia triste sobre perdedores inolvidables. Está nominada a tres premios Oscar, empezando por el de mejor actriz, para Melissa McCarthy; el de actor de reparto para Richard E. Grant; y el de guión original, firmado por Nicole Holofcener y Jeff Whitty. Es el segundo largometraje de la directora Marielle Heller, que debutó con la estupenda, pero poco vista, Diary of a Teenage Girl (2015) -película a recuperar- un coming of age atípico, feminista, sexual y bohemio, de espíritu literario.