Hoy traigo a Indienauta a Rachel Kushner, una de las autoras norteamericanas más celebradas de los últimos años, capaz —ojo al dato— de, entre infinidad de otros reconocimientos y parabienes de la crítica, ser finalista del National Book Award, en 2008 y 2013, con sus dos primeras novelas: Télex desde Cuba y Los lanzallamas. Ambas obras poliédricas, complejas en fondo y forma, ingentes trabajos de documentación al servicio de un collage de historias, distintos puntos de vista, personajes y hechos reales conviviendo con la ficción más fabuladora, situando a la escritora de Oregón como una de las plumas más originales y renovadoras de este milenio. Y ambas, gracias a Libros del Asteroide y Galaxia Gutenberg, novelas en las que nos zambullimos a la de ¡ya!