No te pierdas...
Al utilizar nuestro sitio web, aceptas el uso de nuestras cookies.
Conciertos

Dekmantel 2016: Bendita Utopía 

Si algo caracteriza a los festivales de música de los últimos años es su imparable viraje hacia el dios Dinero. El símbolo del dólar patrocina cada uno de los rincones de dichos eventos, y todo, absolutamente todo, está confeccionado para que acceda la mayor gente posible a cada uno de sus patrocinados escenarios en los que conseguir una bebida a través de esas masificadas barras debería ser deporte olímpico. En medio de esta tendencia organizativa han aparecido unos tipos algo peculiares, los últimos románticos de una escena que cada vez huele menos a napalm y más a cloroformo.

Noticias

Bloc 2016 

La primera duda que tuvimos tras ver el line up de Bloc fue sobre su localización. Minehead, un recóndito lugar al suroeste de Inglaterra separado de Gales por el canal de Bristol es el sitio elegido para esta reunión sonora de tres días de duración. Será en un resort con todo tipo de comodidades, y junto al precio de la entrada está incluido el alojamiento en chalets de hasta 7 personas. Es decir, que termina la jornada y puedes volver andando en busca de Morfeo. O a intentarlo. Un jodido lujo que muy pocas veces nos hemos podido permitir. Por lo tanto, emplazamiento y organización más que peculiares y mucha curiosidad por ver cómo se desenvuelve el personal en un edén que dura 72 horas.

Noticias

Dekmantel Festival 2015 

Con la dulce resaca aun de Sónar nos disponemos a afrontar la conquista de la tierra de Rembrandt y Kluivert. Ambiciosa empresa, ya que cualquier campaña en extramuros está siempre repleta de contratiempos y dificultades. Pero por el botín que mostramos a continuación bien merece la pena arriesgar nuestras escasas posesiones.

Libros

“Energy Flash. Un viaje a través de la música rave y la cultura de baile”, Simon Reynolds (Contra, 2014) 

Mira que encargarle la lectura y posterior reseña de este Energy Flash, algo así como la Biblia sobre música electrónica a alguien cuyos amigos definen como “tecnófobo”. A una persona que solo pisa las discotecas cuando se convierten en recinto de conciertos —los de “verdad”, los de personas gritándole a un micro y tocando instrumentos con mayor o menor pericia— y huye despavorido de los festivales cuando llegan las horas de los DJs. Gracias jefes y, sobre todo, gracias Contra. Ha sido toda una lección.