Crímenes del futuro recupera el nombre de un largometraje -por los pelos, dura 63 minutos- rodado en Canadá por David Cronenberg...