No te pierdas...
Al utilizar nuestro sitio web, aceptas el uso de nuestras cookies.
Cine/TV

First Man: odisea espacial 

Lo tenía complicado Damien Chazelle tras el éxito de Whiplash (2014) y La La Land (2017), estupendas cintas, muy relacionadas con el mundo de la música y que obtuvieron varias nominaciones para los codiciados premios Oscar. De hecho, el éxito de La La Land ha sido tal que se puede hablar de una nutrida legión de haters -muchos de ellos deseosos de reafirmarse yendo siempre a la contra- que deben estar a la espera de certificar que Chazelle no merecía tantos halagos. Creo que First Man confirma que sí los merece. Porque a pesar de que el musical protagonizado por Emma Stone y Ryan Gosling tiene fama de cursi, junto a Whiplash forma un díptico sobre el lado amargo de los sueños.

Cine/TV

The Crown: el peso del poder 

No hay que dejarse engañar por la elegancia que reviste cada aspecto de una serie como The Crown. A pesar de sus personajes ilustres de la realeza y el Gobierno británicos, a pesar de estar basada en hechos reales que ya son históricos, a pesar de una ambientación exquisita en la que los decorados y el vestuario están cuidados al detalle, el guión de Peter MorganEl último rey de Escocia (2006), La reina (2006)- no tiene reparos en entrar en los detalles más morbosos de palacio. Hay una buena ración de rencillas familiares, adulterios, y escandalosos divorcios. Elementos sensacionalistas que la serie de Netflix balancea exponiendo los más altos valores patrióticos, monárquicos y humanos. Ese contraste hace irresistible esta ficción, que brilla en cada uno de sus aspectos. Guiones inteligentes e impecables de Morgan que buscan resonar en la actualidad, diciéndonos claramente que la historia se repite.