Big Thief han sido una de las muchas bandas que la pandemia ha perjudicado. El grupo de Brooklyn tuvo que interrumpir su gira europea -afortunadamente, sí pudimos verlos en España- y volver a los Estados Unidos cuando la cosa se puso fea del todo. Con esa frustración, Adrianne Lenker, su cantante y principal compositora, se fue a una cabaña en las montañas de Massachusetts y dio rienda suelta a todas las canciones que llevaba dentro.