La discografía de Molly Nilsson siempre ha tenido un marcado carácter político. Sobre todo, del lado del anticapitalismo. Así que no sorprende que la artista sueca, aunque afincada en Berlín desde hace años, haya vuelto con un nuevo álbum que gira en torno a la figura de Lion Feuchtwanger, el escritor, poeta y primer oponente del régimen nacionalsocialista en la Alemania de los años 30. De hecho, ‘Un-American Activities’, está escrito y grabado íntegramente en la que casa que compartió Feuchtwanger con su mujer en California. Allí, Nilsson, que estaba en Estados Unidos con una residencia artística, se dejó llevar por su entorno para, también, lanzar un dardo envenado a ese país que la estaba acogiendo. Eso sí, sin olvidarse del auge de la ultraderecha en Alemania y en el resto de Europa. El cual, afortunadamente, consiguieron parar ayer en Francia.

Uno de los temas principales del nuevo trabajo de Molly Nilsson atiende al nombre de ‘The Communist Party’. Y no es otra cosa que un himno dance en el que se fusionan los primeros años de la era rave, el synth-pop industrial de los 80, y el “Vogue” de Madonna. Sí, a lo largo de la canción, Nilsson recita directamente partes del panfleto anticomunista de la era McCarthy ‘100 Things You Should Know About Communism in the USA’. Y lo hace metiéndose de lleno en la pista de baile y dejando ver una notable influencia del famoso hit de la artista norteamericana.

Un-American Activities’ está publicado en el sello Dark Skies Association