Supongo que muchos y muchas os acordareis de Emeralds, aquél grupo de electronica experimental que se llevó las alabanzas de la crítica a finales de la primera década del Siglo XXI. Apenas duraron seis o siete años, pero dejaron huella dejaron entre los amantes de estos sonidos. Además, no se quedaron huérfanos del todo, ya que Mark McGuire, su guitarrista, lleva más de una década editando música en solitario. Una música que, por normal general, sigue pautas instrumentales, ambientales y algo experimentales. Pero el amor ha hecho que salga su lado más pop y melódico, y ayer nos dejó por San Valentín “Marielle”, un corte que es una carta de amor a su pareja, y toda una delicia. Y sí, da igual que se vaya hasta los 8 minutos, porque sus guitarras luminosas, sus teclados envolventes, y el toque optimista, hacen que la canción se convierta en todo un himno de pop vigoroso.