David Bowie Is se inauguraba en 2013 en el Victoria & Albert Museu de Londres y desde entonces ha sido un éxito. Evidentemente que falleciera su protagonista a principios de año, la han convertido en visita obligada para muchos seguidores del gran Duque Blanco.

Con más de un millón y medio de visitantes, la exposición ha pasado ya por medio planeta (9 países), actualmente se encuentra en el Museo d’Arte Moderna di Bologna (MAMbo), marchará para Tokio y justo ya el 25 de mayo de 2017 se inaugurará en el Museu del Disseny, en Barcelona. Una retrospectiva sobre una de las figuras más importantes de la música y que desgraciadamente nos dejó a principios de año. Un artista que se supo adaptar a los tiempos como pocos, reinventándose constantemente y dejando una huella única e irrepetible.

Hasta sus últimos días fueron una obra de arte, dejando un disco como “Blackstar” en forma de despedida, que a más de uno se nos ha quedado atragantado por el nudo en la garganta que ha significado su muerte.

Una bonita forma de recuperar su gran legado, será visitar David Bowie Is, aunque supongo que tendremos que estar muy atentos a la venta de entradas, tiene pinta de que se agotarán.