En mi opinión, la mejor película de las que este fin de semana han pasado por el Festival Movistar AMERICANA (puesto nº5 en las mejores películas del 2013 para Indienauta).

Grace (Brie Larson) es una joven de veintitantos años que trabaja junto con su novio (John Gallagher Jr.) como supervisora en Short Term 12, un centro de acogida para adolescentes vulnerables. Le encanta su empleo y está entregada al cuidado de los chavales, pero al mismo tiempo se debate con su propio pasado conflictivo.

La primera película como director de Destin Cretton es una película preciosa. Escrita desde el cariño y con un delicioso tratamiento de los personajes que quedan perfectamente dibujados e interactúan en lo que podríamos llamar una conjunción milagrosa.

Es una película que se aleja del patetismo y que emociona por lo humano y por el perfecto equilibrio que consigue entre drama y comedia.  Una delicada película narrada desde el corazón.

Un film que nos descubre a una actriz que inunda la pantalla, Brie Larson, flamante ganadora del premio Gotham, nominada al Spirit Award y que incomprensiblemente los Oscars han dejado de lado (sin duda, una de las grandes ausencias de este año).

Ganadora de los premios a la mejor película y del público en el festival SXSW de Austin, Texas, no ha parado de recibir premios allá por donde pasa.

Una película obligatoria, fundamental, honesta, hermosa, emocionante, brillante. Una película que hay que ver, disfrutar y emocionarse y llorar con ella.