Esta rareza, que supone el debut en la dirección de los hermanos Polsky y que les valió el premio al mejor guión y el del público en el festival de Roma, es una interesante película sobre el amor fraternal entre dos hermanos, Jerry Lee y Frank (Stephen Dorff y Emile Hisrch).

Con una inusitada mezcla de géneros entre los que destacan las animaciones de Mike Smith, los hermanos Polsky nos proponen un viaje por la américa profunda de motel en motel, el camino de unos miserables que solo se tienen el uno al otro para sobrevivir y que encuentran en la ficción, en la evasión de los relatos fantásticos que Frank le cuenta Jerry Lee y que este imagina a modo de dibujos animados, su salvavidas.

Con un guión adaptado, inspirado en la novela de Willy Vlautin y una explédida fotografía a cargo de Roman Vasynov, los Polsky firman un prometedor debut que habla de la esperanza en el amor, de la tristeza y del destino en un decadente escenario como es la ciudad de Reno.

Una película muy recomendable. Va de menos a más.