Parade «La deriva sentimental» (Jabalina 2019)

Cuando escuchamos por primera vez 'Esa música', avance de “La Deriva Sentimental”, nos encontramos con una maravilla que anticipaba otro disco más...

Monodrama, «Anathema» (Everlasting 2019)

No parecen tener muchas ganas en Monodrama de romper el cascarón comercial. Aunque sus componentes vienen de aquí cerquita y están sobradamente...

Big Thief, “Two Hands” (4AD, 2019)

No contentos con sacar uno de los trabajos más aclamados de 2019, Big Thief nos sorprendían hace unos pocos meses con un nuevo álbum. Los de Nueva York están en su momento, y nada más acabar su tercer disco, decidieron meterse en el estudio de grabación otra vez.

Tindersticks, “No Treasure But Hope” (City Slang, 2019)

A estas alturas de su carrera, Tindersticks lo tienen muy claro. Tras varias décadas en la música, la banda de Nottingham no va a cambiar de rumbo ahora. Ni falta que le hace, porque son muchos los seguidores que siguen disfrutando de su pop sobrio y tranquilo. Algo a lo que vuelven en “Not Treasure But Hope”, el que hace su álbum número doce.

Perapertú, “El brazo de Anubis” (El Genio Equivocado, 2019)

En la nota de prensa del nuevo Ep de Perapertú, mencionan nombres tan dispares como Orange Juice, The Cramps, Bo Diddley o Ciudad Jardín, algo que nos da una idea de lo eclécticas que pueden ser estas cuatro canciones. Y es que, la banda madrileña, es toda una rara avis dentro de la escena de la capital, y no hay quién les encasille un estilo. Algo que juega muy a su favor. Porque no hay nada como que te sorprendan musicalmente, y ellos son expertos en eso.

Bon Iver, “i,i” (Jagjaguwar, 2019)

La historia de Justin Vernon hasta ahora tiene algo de Peter Parker. Como ya se han encargado de recordarnos un buen puñado de cómics, series y franquicias cinematográficas varias, el personaje creado por Stan Lee adquirió todo tipo de poderes a partir de la picadura de una araña. La historia de Vernon sufrió un cambio casi igual de radical, en este caso en una cabaña de Wisconsin a la que se retiró a escapar de las malas vibraciones personales que le asaltaban allá por 2006.

Corridor, “Junior” (Sub Pop, 2019)

Corridor son una de esas bandas que, poco a poco, han ido consiguiendo algunos logros. Por un lado, lograron que la crítica de medio mundo se rindiera ante sus dos primeros trabajos, e incluso, algunos medios más entusiastas, llegaron a decir de su segundo trabajo que era el mejor álbum cantando en francés de la década. Y por el otro, tienen el honor de ser el primer grupo francófono que ficha por el sello norteamericano Sub Pop. Un logro que, evidentemente, no habrían conseguido sin esos elogios. Pero es que son del todo merecidos, como bien demuestran en su tercer trabajo.

Francis Lung, “A Dream Is U” (Memphis Industries, 2019)

Vamos a hablar de un disco delicado, melódico y dogmáticamente popero en el sentido más clásico del término. De vez en cuando nos llegan trabajos así, de pequeños geniecillos que dedican todas sus habilidades musicales a confrontar la melodía más deliciosa con una sucesión de acordes sugerentes y arreglos llenos de color.

Empath, “Active Listening: Night On Earth (Fat Possum, 2019)

Hay algo en la música de Empath que atrapa. El cuarteto de Filadelfia hace un noise-rock crudo y, por momentos algo esquivo y caótico, pero dentro de ese caos, también hay una especie de orden que hace que su propuesta resulte de lo más interesante.

Chastity Belt, “Chastity Belt” (Hardly Art, 2019)

De algún modo, el cuarto trabajo de Chastity Belt, es como una especie de nueva aventura de la banda de Washington. De ahí que lo hayan titulado con el nombre del grupo. El indie-rock un poco más acelerado de sus comienzos ha pasado a mejor vida, y ahora, sin dejar las guitarras, eso sí, se acercan a un mundo más ensoñador. El resultado puede que descoloque un poco a los que esperaban algo más de suciedad y distorsión, pero no deja de ser bastante interesante.

L’Épée, “Diabolique” (‘a’ Records, 2019)

Alguien ha dicho supergrupo? L´épée son sin duda una agitada mezcolanza de caracteres interesantes que, al juntarse, generan un proyecto común la mar de atractivo tanto sobre el papel como en los oídos.

!!! (Chk Chk Chk), “Wallop” (Warp, 2019)

Hubo un tiempo en el que era habitual ver a Nic Offer en pantalones cortos por los escenarios españoles –servidor recuerda un gélido Sonorama en el que no sé cómo no pilló una pulmonía-. El cantante de !!! (Chk Chk Chk) fue uno de los showmans más carismáticos que nos dio la escena dance de principio de los años dos mil, y la verdad es que su banda eran un puntazo en directo y hacían bailar a cualquiera.

David Kilgour and The Heavy Eights, “Bobbie’s a Girl” (Merge Records, 2019)

Bobbie es una chica. Es una gata, para ser más precisos, la nueva gata de David Kilgour que, como nos pasa a muchos con nuestras mascotas, ha ido dominando gran parte de su espectro emocional hasta el punto de servir de inspiración para el nombre de este disco y para ocupar con su rostro toda la portada.

Los Punsetes, “Aniquilación” (Mushroom Pillow, 2019)

Hace ya un tiempo que el debate sobre si Los Punsetes es un grupo continuista no tiene sentido. Principalmente, porque es cierto. El grupo madrileño no esconde su fórmula, ni falta que le hace, porque funciona a la perfección, y con cada disco que van sacando la mejoran. Su sexto trabajo es otro trabajo lleno ironía, guitarrazos, y buenos estribillos pop.

Versing, “10000” (Hardly Art, 2019)

Versing son de Seattle y su álbum de debut se llamaba “Nirvana”, pero la música de este cuarteto tiene muy poco que ver con toda la escena que puso a esa ciudad del noroeste americano en el mapa hace ya treinta años. Lo suyo son las guitarras, sí, y lo suyo también son los noventa, pero se van hacia otro lado. Concretamente, hacia el indie-rock de Pavement, y por extensión, a todos esos coetáneos que hicieron una escena mucho más apasionante de la que llegó a los medios generalistas a principio de aquella década.
>