Publicidad

Joven y Bonita, François Ozon (2013)

Autor: | @VerrierVictor

Pocos cineastas tienen tantos altibajos como François Ozon, afortunadamente parece que estamos en una de sus rachas y después de la multipremiada “En la Casa” (2011) se presenta de nuevo con esta acertada e inquietante película.

A la sombra de “Belle de Jour” de Luis Buñuel, “Joven y Bonita” es el relato dividido en cuatro partes (una por cada estación y con una con una canción de Françoise  Hardy cada una) de un año en la vida de la joven y hermosa Isabelle (Marine Vacth) de 17 años.

Con elegancia y un ritmo seductor asistiremos a su despertar sexual  y seremos testigos de su doble vida, estudiante de día, prostituta de lujo por la noche.

Con la inquietante atmósfera que el autor francés es capaz de crear cuando acierta, acompañaremos a esta púber en su viaje a los infiernos, en su particular forma de expresar su antipatía hacia el mundo que la rodea.

Hipnótica en ocasiones, manteniendo el ritmo adecuado y creando cierta tensión perturbadora en el espectador, “Joven y bonita” supone un paso más de Ozon en el camino correcto. Todo un acierto.

 

 

To Top