8.0
Score

Final Verdict

'Late Developers' es el disco más alegre que Belle and Sebastian han sacado en años. Y hay que decir que ese tono más festivo que tiene el álbum les sienta de maravilla, porque estamos ante un gran trabajo.

Belle and Sebastian nos sorprendieron la semana pasada anunciando la edición inminente de un nuevo álbum. Y es que, apenas han pasado ocho meses desde su último trabajo, pero la banda de Glasgow tenia este as guardado bajo la manga desde entonces. Cuando entraron al estudio, lo hicieron con treinta canciones nuevas preparadas y dividirlas en dos partes. Así, en lugar de grabar un disco doble, hicieron una secuencia para ‘A Bit of Previous’, que al parecer era el disco que quería la discográfica, y otra para este nuevo álbum. Y eso se nota, porque estamos ante un trabajo con un tono mucho más alegre y directo. Es más, se podría decir que es un poquito más interesante que su predecesor.

Late Developers’ empieza yendo al grano con “Juliet Naked”. El tema que abre el álbum no necesita de percusión para lograr dar en la diana. Con apenas una guitarra que, siendo Belle and Sebastian, podríamos calificar de sucia, una flauta, y la voz de Stuart Murdoch, logran dar con una pequeña joya. Y todo para contarnos la historia de una chica enganchada a las drogas. Pero no estamos ante una canción con un tono triste, y sí ante una de lo más vigorosa. Porque, según ha confesado la propia banda, todos los temas cuentan con un sonido vivo y directo. Incluso los que tienen letras de lo más tristes. Y ahí tenemos como ejemplo “When We Were Very Young”, que rezuma melancolía, pero lo hace de la forma más viva posible. En parte, por esa caja de ritmos que la envuelve.

Al igual que sus anteriores trabajos, nos encontramos con unos Belle and Sebastian que ya no se quedan únicamente en el indie-pop que les dio a conocer, y que van adaptando sus canciones a diferentes sonidos. Aunque, evidentemente, hay unos cuantos temas que bien podrían entrar dentro de sus primeros trabajos. Es más, “When The Cynics Stare Back From The Wall” es una vieja maqueta de 1995 que tenía guardada Stuart Murdoch, y que ha decidido recuperar para este trabajo. Eso sí, ha contado con la ayuda de Tracyanne Campbell de Camera Obscura, que, como no podría ser de otra manera, encaja de maravilla en una canción de Belle and Sebastian. Y luego esos clásicos himnos de indie-pop que levantan a un muerto. Es el caso de “Give A Little Time”, donde es Sarah Martin quien lleva la voz cantante. O esa “Son In The Moment” tan potente y sixties.

Ya no sorprende a nadie que Belle and Sebastian se metan en terrenos bastante sintéticos. Es algo que llevan haciendo desde unos cuantos discos, pero hay que decir que todavía pueden dejarnos un poco a cuadros. Eso es lo que le ha pasado a mucha gente con “I Don’t Know What You See In Me”, el que ha sido el adelanto del disco. Estamos ante la primera canción compuesta a medias con otro artista, y no es otro que el jovencísimo Pete Ferguson. Quizá, por eso, suena a pop de radiofórmula y se ha dicho de ella que es la canción para Eurovision de Belle and Sebastian. Y puede ser, pero también una autentica delicia pop de lo más pegadiza. Además, para los que no estén muy contentos con esta faceta, nos dejan “Late Developers”, la alegre y eufórica canción con la que cierran el álbum.