8.1
Score

Final Verdict

Air Waves ha sacado uno de los discos más bonitos y acogedores de lo que llevamos de 2022. Además de uno en el que sorprende sacando una faceta algo más electrónica y en el que hay colaboraciones de artistas como Cass McCombs, Luke Temple, o Frankie Cosmos.

Nicole Schneit, también conocida como Air Waves, se ha hecho con una de las carreras más interesantes de la escena de Brooklyn. De hecho, es habitual que en sus trabajos colaboren artistas de ese popular barrio neoyorquino. Algo que vuelve a ocurrir en su nuevo trabajo, donde encontramos nombres como los de Luke Temple, Frankie Cosmos, o Cass McCombs. Lo que nos da una idea de la buena reputación que tiene entre sus compañeros de escena. Aunque también hay que decir que tampoco le hace falta, porque compone todo ella sola y solo se deja ayudar para adornar un poco sus canciones.

The Dance’ está inspirado en un local de Nueva York del mismo nombre en el que, evidentemente, la gente iba a bailar. Y entra esa gente estaba la propia Schneit, que se convirtió en asidua de la discoteca. Lo malo es que tan solo duró abierto ocho meses, pero ese corto periodo de tiempo fue una inspiración total para ella. Es más, tenía el disco prácticamente grabado el disco entero justo una semana antes del inicio del primer confinamiento. Aunque el encierro hizo que las canciones terminaran yendo hacia otro lado, porque fue en esos meses donde contactó con los colaboradores que aparecen el álbum.

A pesar de ese nombre, y de estar inspirado en esas noches de baile, no estamos ante el disco dance de Air Waves. Todo lo contrario, es un trabajo bastante sereno y reposado. Tan solo se nota algo de esto en “Wait”, una fantástica canción en la que se deja llevar por un lado synth-pop y por un ritmo más animado. Y hay que reconocer que no hubiera estado mal que esta faceta apareciera un poco más en el disco, porque el tema no puede ser más pegadizo y brillante. Lo que sí es cierto que la electrónica se deja ver un poco más que en el resto de sus trabajos. Así, nos deja una delicado y bello corte junto a Lispector llamado “Star Earring”, el cual está coronado por una caja de ritmos. Algo que también ocurre con la bonita “The Light”.

Uno de los puntos fuertes de lo nuevo de Air Waves es esa serenidad que sobrevuela a lo largo de todo el disco. Es más, se podría decir que te sientes acogido nada más empezar el álbum. Y es que, es inevitable no sentirse arropado por esa “The Roof” que lo abre. Junto a Luke Temple y Rina Mushonga, han construido toda una gema pop que ya está entre lo mejor de este 2022. Pero la cosa no termina ahí, porque ella sola se basta para componer la bonita balada que da nombre al disco. O lo que es mejor, para llevar su música a terrenos algo más áridos y animados en “Treehouse”, donde recupera la faceta más indie-rock de sus anteriores trabajos. Aunque eso sí, hay que reconocer que algo de ayuda le sienta muy bien, y “Alien”, junto a Cass McCombs, es una buena muestra de ello.