Publicidad

Un gran éxito teatral contra la poliomielitis.

alt


El pasado 30 de junio se representó en el Gran Teatre del Liceu La bella dorment del bosc, la versión 2.0 de un clásico de la danza.


Los escenarios de Barcelona volvieron a actuar, el pasado 30 de junio, contra la enfermedad y la desigualdad social y económica existente en el mundo. Esta vez, los encargados de organizar el acto benéfico fueron el Rotary Club de Santa Coloma de Gramenet y la Companyia de Ballet de la misma ciudad, que ofrecieron una representación de su particular versión de la obra de danza La bella dorment del bosc en el Gran Teatre del Liceu, los fondos recaudados de la cual se destinarán a la lucha para la erradicación de la poliomielitis en el mundo. Y el cartel de “entradas agotadas” nos anuncia el éxito de la velada.

Y por lo que respecta a la representación, como no, la destreza y la maestría de David Campos, estuvieron presentes, también, en el escenario. El director de la Compañía de Ballet de Santa Coloma de Gramenet nos mostró una versión actualizada y renovada de uno de los grandes clásicos del folclore europeo y de los escenarios de danza mundiales. Para ello no ha dudado en introducir el elemento visual y audiovisual en un espectáculo de danza. Así, Campos se ayuda de diversas pantallas “invisibles” para combinar el movimiento y el baile de los bailarines, con imágenes, que no solo potencian la escenografía de la pieza, concepto que multiplica las posibilidades de la obra (y del que, sin duda alguna oiremos hablar en el futuro, pues presenta posibilidades revolucionarias) sino que rodean y envuelven a la actuación y las coreografías de los bailarines de un mundo de ensueño. La interacción entre los bailarines y las imágenes sorprende y sorprenderá a más de uno.

Campos modifica a su gusto la trama de la obra trasladándola, en parte, a la actualidad, y presentando a una bella durmiente en pleno siglo XXI, salvada de las garras del sueño y de los artificios de la bruja maléfica no por un príncipe sino por un médico, curiosa metamorfosis económica y social. Aunque es en esta alteración argumental donde menos acierta Campos, si bien le permite introducir diversas coreografías mucho más contemporáneas que las consentidas en una obra de este tipo.

Aún así, asistimos a un espectáculo totalmente recomendable, sobre todo para aquellos a los que les gustan las nuevas tecnologías y su aplicación en las diversas artes, algo muy en boga en estos tiempos de modernidad, y a aquellos que no sean muy puristas a la hora de presenciar la representación y la puesta en escena de un clásico.

Por mi parte, solo indicar que vale mucho la pena asistir a un espectáculo de danza que innova, que lo hace bien, y que puede llegar a hacer posible la actuación de los bailarines junto a unos títulos de crédito cinematográficos en el mismo escenario, algo inimaginable pocos años atrás.

"La bella dorment del bosc"
continuará con su gira estatal, que la llevará a finales de año al Teatre Romea, donde cerrará la temporada de Navidad del 2009.

Director: David Campos
Bailarines: Companyia de Ballet de Santa Coloma de Gramenet



To Top