Publicidad

Estreno: Un tal ímpetu vital

 

 

 

 

El Teatre Lliure estrena el 5 de marzo la obra Un tal ímpetu vital, una comedia que trata del hombre como exceso bajo una capa de absurdidad.


Después de la presentación de Assaig Obert la pasada temporada en el Lliure, el joven creador Jordi Oriol plantea un espectáculo sobre la persistencia de la vida en los últimos 3800 millones de años.
La historia arranca en el momento en que Eva vuelve a instalarse en casa de sus padres, después de sufrir una crisis sentimental con su novio de siempre. Pero en lugar de encontrar a sus padres, encuentra a sus abuelos (que también se mudaron hace un tiempo, basándose en algún tipo de deuda filial); y a su hermano Jep, que hace pocos días que también ha regresado en busca de un refugio económico. Y es que en el fondo, los padres son como Dios, porqué solo lo tenemos en cuenta cuando realmente necesitamos ayuda. Y precisamente ahora, que los padres hacían tanta falta, ya no están. Han dejado de existir. Y lo más revelador de todo: las cosas nunca habían sido como habían creído siempre que eran. Así que, como dijo Nietzsche, “Dios” ha muerto.

Un tal ímpetu vital trata de la imperiosa necesidad que tiene el hombre de encontrar un sentido a la vida. Un motivo, un motor que encamina al hombre (un ser primate sin cola, poco pelo y poca vergüenza, que por ser racional se cree el súmmum de la evolución), a una lucha dolorosa con su propio intelecto. Aquí, así, la razón se convierte en nuestro principal enemigo, del cual solo el instinto, el tal ímpetu vital, nos podrá salvar, si es que de verdad queremos sobrevivir.

“Un tal ímpetu vital” se representará en el Teatre Lliure del 5 al 22 de marzo.
Director: Jordi Oriol
Intérpretes: Gloria Cano, Isak Férriz, Carles Pedragosa, Jordi Santanach
Horarios: de miércoles a viernes a las 21h, sábados a las 17:30h. y a las 22h, domingos a las 18:30h.
Precio: miércoles día del espectador: 12 €, resto de días 19 €.

 

 

To Top