Publicidad

Crítica: Nit de Sant Joan

Autor:

nit_de_sant_joan_3

¡Por fin! Ya está aquí, otra vez. Hace cuatro días que nos dejó, y el verano ya ha regresado a Barcelona, o al menos eso es lo que parece cuando uno se acerca al recién estrenado teatro Arteria Paral·lel, un nuevo espacio escénico, bonito y moderno (aunque la visión desde el primer piso no sea tan buena como debiera ser), que pretende poner su grano de arena para que el Paral·lel vuelva a tener ese aspecto que, años atrás, lo emparentaba con Broadway, y que ha elegido para su puesta de largo (el pasado 20 de septiembre) un espectáculo con casi treinta años de antigüedad, Nit de Sant Joan, una mágica historia de dos horas de duración que nos transporta a una verbena catalana de los años sesenta.

El año 1981, Dagoll Dagom sorprendía al mundo teatral con un musical tan surrealista como naif que protagonizaba el cantautor galàctic Jaume Sisa. Años después, Carles Alberola ha sido el encargado de revisar ese mismo espectáculo en el que, en esencia, no ha cambiado nada. En realidad, el único cambio significativo ha sido que Dani, el personaje adolescente dispuesto a triunfar en la fiesta, se ha convertido en el hilo conductor de la obra, con doce historias que narran una noche de Sant Joan en una localidad catalana. Así, pues, en la función desfilarán personajes tan dispares como la señorita González, la pequeña Rita, unos simpáticos marcianos, el Gran Jordiet, la señorita Primavera, el Macari, la Coca, y, por supuesto, los duendecillos que tratarán de hacer realidad los sueños de cada uno de los personajes, desde transformar en adulta a una niña, mostrar cómo será Dani diez años más tarde o viajar al espacio usando un simple paraguas, por ejemplo, y todo ello amenizado por unas divertidísimas canciones, compuestas por el propio Sisa, a excepción de La nit de Sant Joan, que fue escrita por Joan Lluís Bozzo.

Nit de Sant Joan
es un espléndido ejercicio teatral, visualmente impecable, gracias en buena parte al llamativo vestuario de alguno de los números, lentejuelas y plumas incluidas, que aúna diversas artes escénicas: teatro convencional y canciones (como todo musical, aunque en este caso, los diferentes números musicales resultan incluso más interesantes que las historias en sí) se mezclan con la magia, elemento imprescindible en una noche como la del solsticio de verano (inolvidables las llamas controladas que emergen de un libro). Todos estos componentes ayudan al espectador a sumergirse en ese mundo irreal y surrealista que muestra la obra, haciendo que cada representación se convierta en una experiencia singular para el espectador, quien no podrá evitar quedar ensimismado por la atractiva puesta en escena que presenta este cabaret galáctico, cuyo escenario está decorado por unas cortinas de fondo que representan grandes llamaradas de la imprescindible hoguera de Sant Joan.

A pesar de ser un musical con una gran cantidad de personajes, el elenco de esta obra está formado únicamente por ocho jóvenes, cada uno encargado de interpretar a varios de ellos, y aunque todos son actores más que correctos, es en los números musicales donde sacan su verdadero talento para lucirse; de hecho, la gran variedad de estilos (rock, cha cha cha, twist o revista, entre otros) permiten que cada uno tenga su oportunidad para brillar. Así, gracias al buen trabajo de los muchachos, canciones como Macari, La coca, Marcianito o, por supuesto, La nit de Sant Joan quedarán gravadas en nuestra memoria al salir del teatro. Con todo, es obligado destacar el buen papel de los músicos, quienes tocan en directo cada una de las piezas, huyendo de la música enlatada de otros musicales, algo que es de agradecer desde el patio de butacas, ya que potencia aún más si cabe la calidad de este espectáculo.

En definitiva, Nit de Sant Joan es un precioso musical que nos retrotrae a nuestras primeras experiencias en verbenas veraniegas, nos devuelve el primigenio espíritu de la fiesta, y produce en el espectador un agradable ataque de nostalgia hacia un tiempo pasado que, sin duda, es mejor que el actual, o al menos eso creeremos al salir del teatro.

"Nit de Sant Joan" se representará en el Arteria Paral·lel hasta el 7 de noviembre de 2010.

Texto original: Ricard Arilla, Joan Lluís Bozzo, Anna Briansó, Anna Rosa Cisquella, Montse Guallar, Miquel Periel, Berty Tovias y un cuento de Miquel Obiols
Adaptación y dirección: Carles Alberola
Intérpretes: Jofre Borràs, Laia Piró, Meritxell Duró, Jordi Llordella, Joan Olivé, Noelia Pérez, Marc Pujol y Annabel Totusaus
Músicos: Xavi Lloses, Xavier Torras, Clara Peya, Adrià Bauzó, Marcel·lí Bayer, Xavi Molina, Àngela Llinares, Albert Cirera, Joan Motera, Oriol Roca, Marc Clos y Ildefons Alonso
Dirección musical: Xavier Torras y Xavi Lloses
Escenografía y vestuario: Amenós-Prunés
Coreografía: Jean Emile
Diseño de iluminación: Albert Faura
Diseño de sonido: Òscar Maza
Caracterización: Mariona Trias y Lluís Soriano

Horario: miércoles, a las 20:30 horas, jueves a las 17 y a las 20:30 horas, viernes, a las 21:30 horas, sábado a las 18:00 y a las 21:30 horas y domingo a las 18:00 horas.
Precio: de 18 € a 38 €

Idioma: catalán
Duración del espectáculo: 135 minutos


To Top