Publicidad

Crítica: Bésame mucho. El musical de las pasiones.

Autor:

Bsame_Mucho_2

Llega a Barcelona un espectáculo musical que nos transporta al corazón del mundo latino, a una historia de amor truncada en la ciudad de la Habana acompañada de algunos de los temas musicales latinos más conocidos.

Bésame mucho, el musical de las pasiones, aterrizó el pasado 19 de enero en el Teatre Coliseum para hacer un breve temporada que lo mantendrá en cartelera hasta el próximo 27 de febrero. Y con el musical ha llegado a Barcelona la riqueza, la vistosidad, el ritmo y la sensualidad del mundo latino. Bésame mucho nos propone, de esta forma, un viaje, esta vez solo en el espacio, que nos traslada, así, como de sopetón, a la ciudad de La Habana, a uno de sus barrios populares donde conoceremos a la juventud de la capital. Un grupo de amigos que viven la realidad del momento rodeados del trabajo, del amor, de la música, de los chicos, de las chicas, del sexo y del amor.

Y sobre todo de la música, ya que como su nombre indica, Bésame mucho. El musical de las pasiones es un espectáculo musical. Pero antes vayamos con la historia. La Habana, Eduardo y Camila son dos jóvenes enamorados. Lo único que los separa es la familia de ella y la voluntad de ésta de separar a su hija de los brazos de un “simple” mecánico. Para ello ofrecerán a Camila la posibilidad de ir a estudiar a España, una oportunidad única de alcanzar un futuro profesional prometedor, aunque, sin embargo, la separará de su verdadero amor, Eduardo. La distancia hará mella entre los dos enamorados. Lo que les llevará a tomar una decisión final: el amor existente entre ellos o un futuro conveniente para Camila. Esta historia de amor navegará, como no podía ser de otra forma, rodeada de amistades, de enemigos, en la persona de María, una antigua pretendiente de Eduardo, y de una realidad social y económica marcada por la situación cubana y, sobretodo, por los ritmos y la música latina, la auténtica protagonista del espectáculo.

En Bésame mucho. El musical de las pasiones nos sentiremos envueltos y acariciados por los latidos de la música latina. Los cantantes, los actores y los bailarines, transforman sobre el escenario las notas musicales en movimientos coreografiados de gran calidad y belleza. La sensualidad y el ritmo de la música latina en diversos de sus estilos (mambo funky, pop, samba, rumba, bolero, bachata, salsa flamenca, conga, salsa, guaracha, rap, funky cha, o latin pop) se apodera del teatro, ya sea sobre el escenario o en el patio de butacas, para transportar a nuestros sentidos hacia un mundo que puede que si que esté lejano físicamente, pero que al mismo tiempo, está muy cerca nuestro, a través de la música, de la televisión y de las noticias. Y como decía antes, es la música la verdadera protagonista del espectáculo. Y eso se deja notar en el argumento. Una trama de amor romántico muy sencilla (dos jóvenes enamorados separados por la negativa de la familia de ella ante la relación han de luchar frente a las adversidades del corazón) es la excusa para que los cantantes y los bailarines puedan mostrarnos sus amplias habilidades ya sea en el baile o en la interpretación de algunos de los temas latinos más famosos y recordados: Perfidia, Sabor a mi, Solamente una vez, Piel canela, Te quiero, o el que le da título al espectáculo, Bésame mucho, entre otros. Unas canciones que no aparecen en su formato original sino que se han adaptado a los ritmos más actuales que, sin duda, harán vibrar a todos los espectadores.

Unas coreografías que nos permiten afirmar que Bésame mucho. El musical de las pasiones es una obra coral en la que son los cuerpos, los pasos de baile y la sensualidad de la música y del baile las que conquistan cada centímetro del escenario. Un escenario que, aunque algo pequeño, seguramente, se ha transformado en una calle cualquiera de un barrio de La Habana, con sus edificios, sus vecinos, su taberna y lo más importante, con una juventud que busca en la música y en el amor la respuesta a sus necesidades económicas, vivenciales y, también políticas que la situación actual de la isla no les permite desarrollar en otros ámbitos.

Todo un alarde de ritmo, de música y de sensualidad que se mantendrá en la cartelera del Teatre Coliseum hasta el próximo 27 de febrero, una oportunidad única para todos aquellos que disfruten de la música latina y de los ritmos cubanos. Toda una experiencia que nos permitirá cruzar el charco y asomarnos a América, la del los sentidos, aquella que no es tan diferente de nuestra tierra y con la que compartimos más que una lengua y una cultura común, una forma de ver y de entender el mundo, por muy irreal y poco optimista que éste sea!!!

“Bésame mucho, el musical de las pasiones” se representará en el teatre Coliseum del 19 de enero al 27 de febrero de 2011.

Directora: Yolena Alonso Zequeira
Producción: Yoldance Show Productions & Sandalia Music
Intérpretes: Lieter Ledesma Alberto, Rachel Pastor Pérez, Dianela de la Portilla Candano, Yadier Fernández Tamayo, Heydy González Quesada y Loipa Alonso Claramunt
Cantantes: Dianela de la Portilla Candado, Sergio Fernández González, Cristian Alonso Zequeira y Rey Alonso Guerra
Músicos: Saúl Valdés Viart, Yoandy Pacheco Ferr, Gerardo Veloz Chepelli, Alain González Otaño, Leonel Polledo Llorente, José Francisco Fayo, Edel Llorens Piedra y Yoel Pérez Balberia
Bailarines: Henry Gual Jane, Yaceli Martínez Zuaznabar, Diana Pedrozo González, Yosvany Pascual Rosales, Selem Wilson Guerra, Yankiel de Armas Izaguirre, Susell López Tejeda, Reinier Ramírez Junco, Lázaro Yoel Campos Gonzalez, Jennifer Reid de la Paz, Yusimí Taurinán Osorio y Yenisley Urquiola Reyes

Horarios: De martes a viernes a las 21:00 horas; sábados a las 18:30 y a las 21:30 horas y domingos a las 16:30 y a las 19:30 horas.
Precio: De martes a jueves de 19 a 29 € y de viernes a domingo de 24 a 36 €.
Duración del espectáculo: 2 horas
Idioma: castellano

web del espectáculo: http://www.besamemuchoelmusicaldelaspasiones.com/
To Top