Sarah Blasko, delicado pop desde Australia