Publicidad

Especial Sónar 2014

Autor: | @bohemian_corner

Ante un cartel con un número de grandes artistas cercano al infinito, hacer una buena selección de los mismos es casi tan importante como acertar con la barra con la cerveza más fresca. Lo segundo es cuestión de suerte, pero confeccionar una acertada hoja de ruta está en nuestra mano.

Jueves 12 de junio.

Los que vivimos a 8 horas de Barcelona gracias al Talgo normalmente llegamos destrozados a la momentánea tierra del Tata Martino, pero tras breve descanso e ingesta de ricos alimentos nos da tiempo de disfrutar de las jugosas actuaciones que el primer día de festival suele ofrecer.

En esta edición la selección comienza con Discos Paradiso Crew. Si has paseado por el barrio del Raval durante los últimos años seguro que te has topado con una tienda de vinilos que enamora a cualquiera con mínima sensibilidad musical. Multitud de variados discos y unos dueños que te hacen sentir como en casa, ese es el cocktail de su éxito.En esta ocasión, serán Bobby Garcia y dj Bruce Lee los que exhibirán su extenso repertorio musical bajo el sol barcelonés.

Interesante también la propuesta de Chris Madak – aka Bee Mask, un tipo que crea texturas imposibles a través de sintetizadores y dispositivos analógicos. Experimentación en estado puro.

Uno de los platos fuertes del jueves es sin duda Nils Frahm. Tuvimos la oportunidad de escucharle hace poco en la Ciudad Condal y demostró que es un virtuoso a los pianos, con una sensibilidad especial a la hora de unir melodías que nacen de las teclas y atmósferas procedentes de cualquier lejana galaxia. Cada segundo de su show es pura emoción.

Subiremos revoluciones con uno de los maestros de los ritmos rotos y el tan apreciado footwork. Machine Drum a través de su Vapor City Live seguro que quebrará rodillas al personal y empezará a calentar la tarde de los asistentes. Si aspiramos al incesante baile, una buena elección serán Elijah & Skilliam junto a la vocalista Flava D. Sonido grime con denominación de origen británica que asegura diversión y calidad sonora.

Para finalizar este día contamos con tres claras opciones: Ben Frost y su íntimo y marciano directo de incontables quilates; Trentemøller, quien junto a su banda siempre rinde a gran altura y nos lleva hacia paisajes orgánicos de absoluta belleza. Y por último, Plastikman, presentando su nuevo proyecto Objekt, del que esperamos cualquier cosa, desde la excelencia que alcanzó en sus inicios bajo el mismo alias hasta su más que discutida labor como dj. Es Richie Hawtin, y siempre contará con la enésima oportunidad de revertir la situación.
Viernes 13 de junio

De la edición vespertina, tan variada como siempre, sobresalen unos cuantos nombres propios que rozan el Everest sonoro. Desde propuestas como la del pop luminoso de FM Belfast hasta las melodías hipnóticas de mil quilates de Forest Swords, la tarde del viernes es tan heterogénea como brutal. Incluso para disfrutar del live del rey de las atmósferas imposibles, Oneohtrix Point Never.

Los siguientes artistas son indefinibles para mi. Se han ganado el respeto con sus trabajos y evolución a lo largo de los años y sólo podré observarles con brillo en los ojos y una amplia sonrisa. El primero de ellos, Jon Hopkins, quien con su álbum “Immunity” redifinió el concepto de techno, aunando baile y precisión del mejor alquimista con sus penetrantes melodías. Y qué decir de Bonobo. Una de las formaciones preferidas de toda una generación. Ansío volver a disfrutar en directo de las cálidas texturas de los hijos de Ninja Tune. Para cerrar, no imagino alguien más indicado que el gran Theo Parrish. Este detroitiano es un mago a la hora de conjugar estilos y hacer que la pista de baile se entregue a sus mezclas y enorme bagaje musical.

Tanto en la edición de día de viernes como la del sábado podremos disfrutar del proyecto creado por James Murphy y 2manydjs, de nombre DESPACIO, sesión únicamente con vinilos y enorme soundsystem, con espacio exclusivo para unas 1200 personas.

Tras la puesta de sol será un placer abandonar la Fira Montjuic si es Woodkid quien nos recibe en el nuevo espacio. Este multidisciplinar artista francés ha creado auténticas bandas sonoras llenas de sensibilidad, con voz triste y grave como seña de identidad que bien hemos disfrutado en su último largo “The Golden Age“. Coincide en horario con una de las formaciones más en forma del momento, Downliners Sekt. Incontables capas de atmósferas entre potentes bajos donde la experiencia y la minuciosidad se perciben en cada sonido. Mis respetos a esta propuesta tan compleja como maravillosa.

Tanto Caribou como Four Tet forman parte de ese pequeño grupo de artistas absolutamente claves en el devenir de la electrónica en los últimos lustros. Poco puedo añadir que no se haya dicho ya a su dilatada carrera. Es casi un dulce deber asistir a sus lives, olvidar prejuicio alguno y simplemente dejarse llevar ante el enciclopédico saber de estos dos maestros.

Con Moderat ocurre algo similar. Este trío germano logra aunar la contundencia de Modeselektor con la sensibilidad creativa de Apparat pariendo un hijo que representa el perfecto equilibrio para nuestros oídos. Y para acabar la velada los elegidos serán The Martinez Brothers, capos del house de factura americana y garantes de un cierre apoteósico.
Sábado 14 de junio

Supone una incógnita absoluta saber cómo andaremos de fuerzas tras un viernes cargado de magia y demoledor para las rodillas. No obstante, miro los horarios definitivos de Sonar y me activo momentáneamente. No recuerdo una edición con tanta calidad, y es más que posible elaborar un trekking durante los tres días de festival sin caer en ritmos obvios o artistas que no nos llenan.

De Sonar Día me gusta casi todo. Hay propuestas ambient como la de Roll The Dice, que presentarán nuevo disco en Sónar y que seguro nos deleitarán con su constante experimentación entre mundos luminosos y nebulosas difíciles de alcanzar. Curiosa es la visión de Clipping., trip hop y noise nada convencional. Una arriesgada mezcla que tan bienvenida es en un festival donde los prejuicios brillan por su ausencia.

Cinco son los artistas que no me querría perder por nada del mundo esa mañana: Audion, uno de los proyectos de Matthew Dear más alabados, es techno robótico, sin concesiones y dispuesto a sodomizar al personal.

Y para mi, uno de los lives del festival será el de James Holden – quien también actúa por la noche junto a Daphni en formato dj-. Su álbum “The Inheritors” ha supuesto un antes y un después en la electrónica actual. Una nueva vuelta de tuerca a unos límites que ya se creían traspasados. A través de sonidos orgánicos,con influencia del krautrock, y sus habituales trazos hipnóticos, ha vuelto a alcanzar el olimpo sonoro.

Que Kid Koala enamorará a los asistentes a su show es casi una obviedad. Maestro del scratch por excelencia, demuestra una vez más su inquietud con un espectáculo entre el blues y el burlesque. Es un genio en constante renovación y crecimiento. Y en el apartado nacional, siempre es más que bienvenido DJ2D2. Uno de los tipos más respetados de este país ya que sus sesiones abarcan numerosos estilos, derrochando técnica y clase por los cuatro costados.

Si el viernes pondremos colofón con Mr Parrish , sábado tocará hacerlo con Dj Harvey. Sobran las presentaciones. Absoluto mito cuya colección de vinilos de disco, house y garage debería ser patrimonio del imperio británico.

A esta altura de festival la energía será la misma que la de Contador a dos kilómetros del Galibier, pero capitular nunca es una opción cuando el marco es Sónar. Dos féminas serán las jefas de la velada. Lykke Li, versátil, elegante y simplemente maravillosa, presentará su último disco “I Never Learn” ratificando que su éxito está muy alejado de la casualidad. Por otro lado, Laurel Halo, cuyos lives son un ejercicio de precisión quirúrgica mediante máquinas, densa atmósfera y una actitud fría pero cautivadora. De Massive Attack y Le Chic Feat. Nile Rodgers no merece la pena añadir una sola letra. Sus trayectorias como referentes del trip hop y la música disco respectivamente, hablan por sí solas. Intuyo que alcanzaremos momentos inolvidables y épicos con ellos.

En lo que al baile sin concesiones se refiere, Dj Snake, Boys Noize, o Uner son grandes alternativas. Estos tipos no hacen prisioneros. Desde el primer segundo atizan con sus ritmos los lomos de un aforo que siempre quiere más.

Y para decir adiós a Barcelona Ralph Lawson será nuestra última mano en esta eterna partida. Cierra el SónarLab y las casas de apuestas pagan muy barato un nuevo clinic del británico.

Contando los días para este disparate auditivo.

 

To Top