Publicidad

Superorganism, “Superorganism” (Domino, 2018)

Autor:  | Google+ | @curtillo

No cabe duda de que Superorganism son el hype de la temporada. Este grupo, o colectivo, formado por miembros de todo tipo de nacionalidades, pero residentes en Londres, ha conseguido bastante fama con apenas tres singles, que los han llevado a actuar en la televisión británica, y a formar parte de una gran cantidad de festivales. Entre ellos nuestro Primavera Sound. Pero, ¿realmente hay para tanto? Pues sí y no. Por un lado, son divertidos, y su pop sin complejos se pega con una facilidad pasmosa. Sin embargo, el hecho de que, gran parte de las canciones estén cortadas por el mismo patrón, hace que el disco no sea del todo redondo.

Supongo que se les podría calificar como una banda de pop electrónico, pero sería una descripción un poco vaga. Sus canciones son pequeñas locuras, en las que juegan con las voces, con las cajas de ritmos, y en las que meten todo lo que se les pone delante. Por eso es fácil que temas como ‘Everybody Wants To Be Famous’ o ‘Something For Your M.I.N.D.’ se queden en la cabeza del oyente tras una escucha. Lo malo es que, un par de raciones, o incluso tres o cuatro, están bien, pero más allá, terminan empachando. Así, cortes como ‘It’s All Good’ y ‘SPRORGNSM’ todavía pueden resultar simpáticos, pero al llegar a ‘Nai’s March’ y ‘The Prawn Song’, la buena impresión del principio se ha convertido en saturación, y lo que al principio hacía gracia, ahora resulta molesto.

Quitando sus dos singles más famosos, lo mejor del disco viene cuando dejan de lado tanto cacharro y tanto sampler, y hacen pop más normal. La melancólica ‘Reflections On The Screen’ nos muestra a una banda bastante más centrada y capaz de sacar adelanta una canción que tiene muy poco que ver con su locura habitual. Y si nos vamos a ‘Night Time’, nos encontramos con un grupo capaz de llevarnos a la pista de baile y hacer uno de esos temas para enamorarte mientras mueves las caderas.

Como álbum de debut no está nada mal, ya que cuenta con media docena de temas redondos, pero si a día de hoy me preguntan si es una banda con futuro, diría que no. Así que habrá que disfrutar de su momento más dulce.

Valoración: 7,5

To Top