Publicidad

Pony Bravo “De Palmas Y Caceria” (El Rancho, 2013)

Autor: | @talibanmusic_tm

ponybravopalmas

Hacía mucho tiempo que no me pasaba algo así. En esta época de internet y redes sociales, en la que nos llegan a diario tantos grupos y discos nuevos, llegando a saturarnos con tanta información, escuchar un disco y sonarme familiar desde la primera escucha, obsesionarme con cada canción y solo abandonarla para repetir emoción con otro tema del mismo disco, es algo inusual.

El tercer disco de Pony Bravo es un compendio de experimentación, un trabajo en el que estos grandes músicos (no olvidemos que Darío, Javi y Pablo se intercambian en cada canción bajo, batería y guitarra) complementan la psicodelia con ritmos tradicionales afrocubanos y orientalizantes, pasándolos por su laboratorio de sonidos (excepcional como siempre el trabajo de Raúl Pérez en los estudios La Mina de Sevilla) y transformándolos con su particular e inimitable sello. Los sevillanos podían haber continuado por la misma exitosa senda de sus dos discos anteriores, acomodarse y repetir fórmula. Pero entonces no serían Pony Bravo. La vuelta de tuerca que se observa en De Palmas Y Cacería (El Rancho, 2013) es un ejercicio de honestidad y genialidad, que termina de encumbrar a Pony Bravo como banda de culto (si no lo era ya). Por supuesto, como todo ejercicio arriesgado De Palmas Y Cacería tiene sus detractores (el clásico “el anterior era mejor”), pero a mi me parece un disco realmente fascinante.

En este tercer álbum de Pony Bravo hay sitio para mezclas imposibles. De la rumba (son afrocubano, no rumba flamenca) a la guajira, pasando por la zambra y el pseudo rap, la lisergia y el sonido post lolailo, todo aderezado con letras comprometidas en las que con su peculiar ironía, Pony Bravo reparten golpes a diestro y siniestro: el imperialismo norteamericano, las torturas en Guantánamo, el chovinismo sevillano, EuroVegas, los políticos y la corrupción, o los tópicos y los vicios de la industria musical.

Cuentan que la misma noche que se colgó De Palmas Y Cacería en la web de El Rancho, las visitas recibidas y las descargas efectuadas terminaron por tirar el servidor de la página.

Hace unos días recibíamos en la redacción de Indienauta la noticia de que el sello catalán BCore, colaborará con la gente de El Rancho en la distribución de las copias físicas de De Palmas Y Cacería. Por todos es conocido el pulso que la banda sevillana y su sello, llevan años echándose con la SGAE y sus reglas arcaicas (recordemos su carta abierta a la SGAE para reclamar los derechos generados con su licencia Creative Commons, en septiembre de 2012), por lo que toda ayuda en esta carrera por la independencia es una gran noticia.

Atemporal, innovador, arriesgado y repleto de grandes canciones, De Palmas Y Cacería es uno de esos discos de los que aún se hablará dentro de décadas.

To Top