Publicidad

Delco “Sophomore” (2Fer Records 2009)

delcocover

La ecuación es sencilla: beber de los clásicos, dominio de los instrumentos, e historias sinceras que contar. "Sophomore" es el resultado de despejar las incógnitas de esta sencilla ecuación, en cuya resolución Delco han tardado casi tres años. Se trata de su segundo disco, esta vez producido por Santi García, más oscuro y melancólico en cuanto al sonido que su predecesor "Beautiness".
delcocover

La ecuación es sencilla: beber de los clásicos, dominio de los instrumentos, e historias sinceras que contar. "Sophomore" es el resultado de despejar las incógnitas de esta sencilla ecuación, en cuya resolución Delco han tardado casi tres años. Se trata de su segundo disco, esta vez producido por Santi García, más oscuro y melancólico en cuanto al sonido que su predecesor "Beautiness".



Si como dice el psiquiatra y antropólogo Phillip Brenot, la creatividad es un reflejo de la situación mental, los de Madrid son mas maduros que en 2006, fruto de la edad y las experiencias motivadas por su primer disco y la gira que conllevó y eso se tiene que reflejar en su música. Aunque los patrones y las influencias sean las mismas que entonces, Teenage FanClub, Wilco, Gigolo aunts, The Pastels, su discurso ha evolucionado. El tono es amable y acústico, cercano al pop - folk nortemericano, aunque también hay lugar para flirteos con el rock. Las diez canciones que conforman el disco están firmadas por la banda al completo, excepto "Old Dyin´Tadition", co-escrita con Santi García, que también toca la guitarra eléctrica en varias canciones. De lo mejor del disco, el cameo con Ramón Rodríguez (The New Raemon), en "Fireworks & Jacuzzi bubbles". Y es que si el disco pone el listón bien alto desde la primera canción, para mi es las tres canciones que cierran el disco donde residen las melodías mas bellas. A la nombrada "Fireworks & Jacuzzi bubbles", unanle "The only gaps" y "Guts", y nos hallamos ante una trilogía de canciones preciosas con una voz que sube el timbre hasta adquirir una tonalidad sumamente emocional.

En definitiva, nos hallamos ante un disco muy cuidado, en el que cada detalle refleja un cariñoso trabrajo.


 

Sweet Baboo, “Wild Imagination” (Moshi Moshi 2017)

Gruff Rhys no es el único galés entrañable con especial talento para el pop en equilibrio... Leer más

Alvvays, “Antisocialites” (PIAS, 2017)

A medio camino entre el dream-pop y el indie más saltarín, Alvvays se han hecho un hueco en la... Leer más

EMA, “Exile in the Other Ring” (City Slang, 2017)

El nuevo álbum de EMA viene precedido de una polémica con su antiguo sello que, la verdad, no... Leer más

The National, “Sleep Well Beast” (4AD, 2017)

The National es un grupo al que le viene que ni pintado lo de “si lo persigues, lo... Leer más

LCD Soundsystem, “American Dream” (2017, Sony Music)

Hay que reconocer que James Murphy se lo ha montado muy bien. Su supuesta separación, con... Leer más

Lucy Rose, “Something´s Changing” (Caroline 2017)

“Algo está cambiando”, nos dice Lucy Rose desde el título de su tercer disco. Ciertamente,... Leer más

The Pains Of Being Pure At Heart, “The Echo Of Pleasure” (2017, Painbow Music)

En la última década, pocos grupos nos han dado tantas alegrías a los fans del indie-pop como... Leer más

Tom Williams, “All change” (Caroline 2017)

El británico Tom Williams ya había realizado muy dignas intentonas de labrarse una carrera, ya... Leer más

To Top