Publicidad

Alpaca Sports, “When You Need Me the Most” (Elefant, 2015)

Autor: | @Bloodbuzzedtwit

alpaca_sports

Parece mentira, pero ya han pasado casi cuatro años, desde el invierno de 2011 –con esa joya que nos hizo descubrirlos llamada Just for Fun–, que el indiepop de la banda que lidera el simpático geniecillo sueco Andreas Jonsson se ha convertido en una compañía habitual en nuestras vidas, poppies ansiosos por encontrar ese artista/banda cuyas canciones nos sean inmediatamente reconocibles. Familiares y reconfortantes. Amigos de tres minutos. Tras su indispensable Sealed with a Kiss, álbum de debut que más bien era un recopilatorio de sus fenomenales singles más un puñado de temas nuevos, ahora regresan con un mini-lp 10” de seis canciones –siete en la versión CD que publica Luxury, con una versión de My Favourite Girlfriend de La Casa Azul–, y que supone su primer lanzamiento con Elefant –era cuestión de tiempo que cruzaran sus caminos, ¿no?, están hechos el uno para el otro–. ¿Lo repasamos?

El mini-lp arranca con la luminosa Just Like Them, lo que decíamos, puro ADN Alpaca Sports. Saltarina, contagiosa con esas irresistibles palmas, con la guitarra rickenbackeando –quiero patentar este verbo– anunciando el sencillo pero glorioso estribillo y ese final con dobles voces y épico crescendo. Cuando el jangle-pop está facturado así, no hay defensa posible.

En cambio, Need Me the Most se presenta con más sorpresas –siempre dentro de sus coordenadas de pop instantáneo– resultando en un medio tiempo menos directo y esquivo. Empieza jovial y soleado, nos enseña sus cartas en un estribillo impecable.. pero entonces aparece engarzado un pasaje sacado del libro de estilo de los Go-Betweens. El sol vuelve a entrar por la ventana, con la dulcísima voz de Amanda Akerman adquiriendo mayor protagonismo a medida que el final se acerca, pero el ligero roma de brumosa melancolía se ha adueñado de la pieza, sin duda una de las imprescindibles del trabajo.

También más elaborada es There’s No One Like You, el otro momento memorable de When You Need Me the Most gracias a su regusto soul, su vaporosa ambientación cortesía de Lisle MitnikTiny Fireflies, Fireflies, Very Truly Yours– convertido por derecho propio en miembro del grupo desde Chicago, aportando su sabiduría en las cuerdas y órganos, responsables de dibujar la ensoñadora melodía de un tema absolutamente exquisito.

Tras dos medios tiempos, recuperamos algo de brío con I Love You, deudora de los Pains of Being Pure at Heart, y pegadiza –ese estribillo derritecorazones, ya van dos palabras que me invento por culpa de Alpaca Sports– como solo la banda de Göteborg puede hacer, con Akerman y Jonsson compartiendo la responsabilidad vocal mientras los teclados y guitarras jangle se disputan el liderazgo de la pieza, decantándose por los primeros en un preciosista cierre..

Where’d You Go parece otro medio tiempo marca de la casa, pero rápidamente descubrimos que los arreglos que le aporta Lisle Mitnik, hombre-orquesta pop aquí en todo el sentido de la palabra –cuerdas, órgano, etc– y las trompetas de Julia RydholmThe Essex Green, The Ladybug Transistor– llevan la canción a otro nivel.

Y para cerrar, When I Hold You, un baladón de aromas clásicos, delicada instrumentación –ese piano, el sutil teclado, la reposada guitarra al final del tema– y arreglos, con mención especial para las armonías y juegos vocales de Jonsson y Akerman, que llevan la canción hasta su crescendo final, contenido pero emocionante.

Seis nuevas dianas de Alpaca Sports. Seis refulgentes aciertos pop en una carrera que, hasta la fecha, está más cerca de un “grandes éxitos” que va mostrándose en pequeñas dosis. Seis nuevos amigos para los amantes del mejor indiepop.

 

 

To Top