Publicidad

The Wave Pictures + Allo Darlin’, Teatro Lara, Madrid (05-11-2012)

Autor:  | Google+ | @curtillo

allowave portada

Una vez más, gracias a SON Estrella Galicia, pudimos disfrutar de un doble cartel de lujo en la noche madrileña. Esa es la definición perfecta para el concierto de The Wave Pictures y Allo Darlin’, que tuvo lugar en un casi lleno Teatro Lara, con un sonido que rozó la perfección.


Los londinenses Allo Darlin’ no son unos teloneros cualesquiera; sus dos trabajos son toda una lección de cómo hacer buen Twee-Pop y de como llevar a buen puerto las influencias de los más grandes del género. La banda de Elizabeth Morris (que tuvo un paso fugaz por Tender Trap) es capaz de hacer vibrar a un público que no es el suyo, con algo tan simple como una canción de Indie-Pop, y eso es algo que muy pocos se pueden permitir. No tienen ningún problema en arriesgar y empezar el concierto con Tallulah, un tema de más de cuatro minutos en el que Morris está en el escenario con tan solo un ukelele y su preciosa voz.

No les dieron mucho tiempo, así que fueron directos al grano y se centraron en “Europe”, su último trabajo. De él cayeron los temas más directos como Capricornia, Neil Armstrong o una enérgica Still Young con la que cerraron un concierto de poco más media hora. Evidentemente, no se dejaron en el tintero temas de su primer trabajo como Polaroid Song, con la que lograron animar a un público un poco seco. Tampoco podían dejar de lado la versión de turno, ya que, como los grandes de este género, son aficionados a revisitar temas de otros. En este caso, se decantaron por una preciosa interpretación del Dive For You Memory de The Go-Betweens –yo hubiera optado por la genial versión que hacen de The City All To Himself, de Eux Autres–.

Son simpáticos, tocan bien y tienen una buena colección de canciones; solo falta que se hagan un poco más grandes y que, en su próxima visita, vengan como artista principal.

The Wave Pictures son una banda querida en nuestro país. Siempre que pueden vienen a tocar a España y, en el noventa por ciento de los casos, su visita se traduce en un éxito rotundo. Su concierto en el Teatro Lara entra dentro de ese noventa por ciento, y diría que ha sido una de las mejores actuaciones que han dado en la capital. Sonaron como nunca (con una limpieza que permitía percibir todos los detalles de cada instrumento) y el repertorio fue de lo más adecuado, teniendo en cuenta que son de lo más prolíficos y tienen cientos de canciones.

Empezaron el concierto con If You Leave It Alone, en la que David Tattersall se llevó la primera de las muchas ovaciones de la noche gracias a un punteo brillante que sonó a gloria. Con los londinenses nunca se sabe, y ya a la segunda canción nos obsequiaron con un tema nuevo, Whiskey Bay, que tiene un sorprendente toque tropical (el cencerro fue uno de los grandes protagonistas de la noche). De todos modos, su último trabajo es “Long Black Cars” y de él cayeron unos cuantos temas llevados al directo de una forma mucho más contundente y tocados con una fuerza y precisión tremenda. Como ejemplo, ese single llamado Spaghetti, que sonó de lo más potente. O Give Me a Second Chance, que nos dejó ver lo grande que es su batería Jonny Helm (cantó la canción como si le fuese la vida en ello).

Evidentemente, no se dejaron algunos de sus clásicos y, con la ayuda del bajo de Allo Darlin’, nos obsequiaron con una tremenda Sleepy Eye. En este tema, Helm se volvió a poner delante del micro y nos dejó a cuadros con una carismática actuación (con una parte cantada sin micrófono) que recibió la ovación más grande de la noche.

No era la primera vez que Allo Darlin’ y The Wave Pictures giraban juntos. Además, les une la amistad con Darren Hayman, por lo que era de esperar una colaboración encima del escenario. La primera en salir fue Elizabeth Morris, a la que Tattersall pilló a traición para que cantara una parte de la preciosa I Saw Your Hair Between The Trees y que supuso una nueva ovación. Tras una coreada I Love You Like a Madman, que sigue funcionando igual de bien que siempre, llegaron los bises. Fue entonces cuando estuvieron prácticamente todos encima del escenario (solo faltó el guitarrista de Allo Darlin'). Interpretaron una excelente versión del Roller Coaster By The Sea de Jonathan Richman y juntos tocaron una divertida versión de Cassius Clay y una emocionante We Will Rise Above The City Like Smoke, la cual alargaron tanto (Morris miraba a Tattersall para saber si tenía que repetir otra vez el estribillo) que llegaron a levantar las carcajadas del público. Y es que su simpatía y las continuas bromas (según ellos, el Lara era un sitio terrorífico y había un fantasma), es otro de sus puntos fuertes.

Como sigan así, no va a haber quien tosa a The Wave Pictures, porque estos directos están al alcance de muy pocos. Además, los tres temas nuevos que tocaron prometen mucho. A ver qué tal quedan tras su paso por el estudio de grabación.

Fotos: Adolfo Añino

To Top