Publicidad

Sr Chinarro + Blacanova, Sala Zero Teatro, Sevilla (21-12-11)

Autor: | @talibanmusic_tm

blacanovasevilla

Próximos a las fechas navideñas, la asociación Kaddu Xale Yi (“La voz de los niños”) en colaboración con la plataforma Info i+ Música organizó un acto benéfico en la sevillana Sala Zero Teatro, que sirvió para recordarnos que por muy mal que estemos en estos tiempos tan convulsos política y económicamente, siempre hay alguien que lo pasa peor que nosotros y que en cualquier situación, siempre son los niños los más perjudicados. Con el fin de reunir fondos para la construcción de un centro de educación infantil, gratuito y laico en el barrio de Cité Ñiaxx, en la ciudad de Saint Louis en Senegal para las familias más desfavorecidas de la zona, la asociación contó para el evento con Sr Chinarro y Blacanova, artistas de contrastada trayectoria musical y a tenor de lo visto, solidarios y comprometidos, que consiguieron dar repercusión al evento e hicieron colgar el cartel de “No hay entradas”.


Después de que uno de los miembros de la asociación hiciera una breve introducción sobre la asociación y su labor, subieron al escenario los sevillanos Blacanova. La banda al completo y en formato acústico, presentó algunos de los nuevos temas de su inminente segundo disco (ojo a la tenebrosa “Cine de verano”) y un par de canciones de su disco anterior "Santo Oscuro" y "Desgracia". Su renovado formato acústico les hizo sonar más pop (son inevitables las comparaciones con La Buena Vida), aunque consiguen mantener ese característico matiz de oscuridad, más allá de sus siniestras letras. En esta redacción hemos podido disfrutar de las tres veces que Blacanova han adoptado este formato acústico y podemos asegurar que esta ha sido la vez que mejor han hecho la transformación, abundantes en matices y arreglos y con un inusitado protagonismo del teclado, en ausencia de guitarras eléctricas y decibelios. Según lo oído, esperamos con muchísimo interés la publicación del segundo disco de los sevillanos. 

Añadir como curiosidad, que la idea de crear Blacanova surgió cuando hace años, algunos de los miembros de la banda asistieron a un concierto de Sr Chinarro en el Fun Club de Sevilla. De ahí deducimos que para los sevillanos debe haber significado muchísimo, algo así como cerrar un círculo, compartir cartel con Antonio Luque.

Solo con su guitarra acústica (en formato “cansautor” como el mismo Luque se definió), Sr Chinarro presentó un set list en el que no apareció ninguna canción anterior a 2006. Ágil verbalmente, tremendamente crítico con la situación en África y con la actitud de las multinacionales, irónico y sobre todo muy divertido, entre canción y canción el sevillano nos hizo sonreír con sus hilarantes speechs, no exentos de mordacidad y con cierto regusto amargo. Tras hablar sobre la injusta situación de los niños explotados en las minas de oro africanas, oro que después acaba en Suiza o en cualquier otro país occidental, pero siempre muy lejos de estos inocentes niños, Antonio Luque comenzó el concierto con “Esplendor en la hierba” y “Los amores reñidos”, antes de acometer por primera vez con su último disco Presidente, interpretando “San Borondón”. Muy cómodo y hablando de sus experiencias como padre o de su traslado a Málaga, interpretó “La decoración”, “Tímidos”, “La lección” y “G.G. Peningstone”. El ecuador del concierto estuvo protagonizado por dos de sus canciones más bonitas, “El lejano oeste” y “San Antonio”, canciones que encierran en sus letras el que para Luque es uno de los problemas de la humanidad. Tras miles de años intentándolo, no nos damos cuenta de que las relaciones de pareja no funcionan y terminamos haciendo la guerra en casa. El amor universal al que Jesús se refería. No fue ésta la única mención a la religión que hizo el sevillano, ya que también tuvo tiempo para acometer contra la Semana Santa, afirmando que a pesar de ser bonita era un poco “jartible” y que estaría bien que los hombres nos dedicásemos a repartir más amor, en vez de “vestir muñecos de madera”. Final del concierto con “Una llamada a la acción” (momento que aprovechó para hablar de la crisis), “Un final feliz”, “Los ángeles” y “Del montón”. Si tiempo para el bis, Antonio se despide con un cariñoso saludo.

Bonita iniciativa y participación de manera altruista de dos grandes bandas sevillanas, que nos deja una pregunta con forma de reflexión: ¿Y si cada niño y niña en el mundo pudiera ir al colegio? Otro mundo es posible, habrá que hacer el amor.


chinarrosevilla



To Top