Publicidad

Ian Brown + Guisante Mágico, Razzmatazz 1, Barcelona (10-04-2008)


Se presentaba Ian Brown aka The King Monkey, después de un par de años desde su último concierto en Barcelona y con nuevo álbum bajo el brazo, “The World Is Yours”, que aunque no es ni de lejos lo mejor de su obra bien merece unas cuantas escuchas.


Abrieron el concierto El Guisante Mágico, con nombre en castellano pero letras en inglés. Atractiva propuesta y muy cercana a sonidos como Franz Ferdinand o The Rakes. New rave made in Barcelona, cuanto menos interesante. Al rato apareció King Monkey y empezó a desgranar el playlist, que no por conocido iba a defraudar al personal. Primeras canciones de Stone Roses, con las que la vieja guardia quedaba ya satisfecha, como “I Wanna Be Adored”, que sin duda parece que la escribió para él mismo, ya que su ego supera con mucho a su pequeña estatura. Siguió con antiguas y efectivas canciones de sus previos albums como “Dolphins Were Monkeys”, “Time Is My Everything”, el solo de trompeta está muy logrado, o “Sweet Fantastic”. Hacia la mitad del set presentó nuevas canciones como “On Track”, banda sonora de no sé que película rusa, “Eternal Flame”, “Goodbye To The Broken” (que merece ser single) e “Illegal Attacks”, su particular alegato contra la guerra de Irak. Ya cuando el concierto empezaba a desinflarse fue cuando King Monkey sacó toda la carne al asador. “Keep What Ya Got”, su acertadísima colaboración con Noel Gallagher y “Golden Gaze”, posiblemente una de sus mejores canciones, fueron lo último antes de los bises que la gente esperaba con avidez. “Waterfall” y sobre todo “I Am The Resurrection”, clásicos de los 90’s y de todos los tiempos, hicieron retrotraer al público al sonido Manchester. Como el partido estaba ganado y el público estaba en el bolsillo, el mancuniano nos obsequió con lo mejor de su repertorio… “F.E.A.R.”, la mejor de todas sus canciones de lejos, fue su confirmación como lo que es, un pequeño genio de la música. Todo un frontman, que quizá no tenga la capacidad vocal que se da por descontada a un cantante pero que sabe suplirla con su “enorme” presencia en el escenario y con sus estudiadas poses de chico malo del nordeste de Inglaterra. Nos veremos en el Summercase chiquitín!


Fotos: Nuria Figueras

To Top