Publicidad

Franz Ferdinand, Espacio Movistar, Barcelona (24-11-2008)


A pesar de que pocas horas antes del bolo nuestra posible asistencia era prácticamente remota, con un poco de fe (que mueve montañas) y suerte pudimos conseguir entradas. Así que ya os podéis imaginar las ganas frenéticas que teníamos de presenciar uno de los últimos grandes conciertos que pone fin a la Carpa Movistar (que supuestamente cerrará antes de final de año). Seguramente este 24 de noviembre hubiese pasado como un día cualquiera sino fuera por el concierto de los escoceses.


Una vez dentro no era aún mucha la multitud, pero es que faltaban dos horas para el esperado concierto. Y después de estar hartos de escuchar una y otra vez el largo de MGMT (vale que haya crisis pero no cuesta tanto cambiar el cd), se sincronizó en el reloj de todos la tan ansiada hora: 22:00. Con una melodía de lo más épica, el cuarteto escocés hacía acto de presencia para ofrecernos un bolo de lo más condescendiente con el público, ofreciéndole lo que quería escuchar, es decir, hits de sus dos álbumes anteriores y unas pinceladas del "Tonight", el que será su nuevo álbum a partir del próximo 26 de enero. "Bite Hard", una de las nuevas, fue la encargada de abrir el telón. Seguidamente y pisándole los talones sonó uno de sus grandes ítems, "Do You Want To", que consiguió elevar el público a la locura (no sería la única vez). Después, entre saltos y chillidos de una que otra fan descontrolada, llegó el turno para otra desconocida: "Turn it On", quedando eclipsada por tremendos temazos como "The Dark Of The Matinée", "Michael" y "Walk Away". Y ya en la mitad del concierto llegó el momento de más éxtasis que subió por las nubes la adrenalina de los allí presentes. Efectivamente, sonó su hit por excelencia, "Take me Out". Y como todo principio tiene su fin, éste llegaba de la mano de temas tan efectivos como "Jacquelin" y "The Fallen". Por último, la banda de Alex Kapranos supo avivar las chispas que sobresaltaban de un ambiente tan caluroso con "This Fire". Sin duda alguna, "Tonight" parece estar a la altura de los dos anteriores aportando un ingrediente más bailable, siendo uno de los largos más esperados para este 2009.


 

To Top