Publicidad

The Imitation Game (Descifrando enigma), Morten Tyldum (2015)

Autor: | @VerrierVictor

El matemático Alan Turing, el mismo al que Hidrogenesse rindió homenaje en su disco “Dígito Binario Dudoso”, es ahora, en 2015, protagonista de este aclamado biopic que dirige el noruego Morten Tyldum basándose en la novela de Andrew Hodges.

Esta es la historia de este excéntrico, déspota, arrogante y narcisista genio interpretado magníficamente por Benedict Cumberbatch (conocido internacionalmente por su papel en Sherlock de la BBC) al que su condición de homosexual hizo que fuera relegado al anonimato durante décadas a pesar de haber sido el encargado de descifrar los códigos del ejército alemán durante la II Guerra Mundial y llevar con ello a la victoria aliada, además de ser uno de los principales precursores de lo que hoy en día conocemos como computadora.

Esta biografía narrada en tres tiempos que se van intercalado (su infancia, su trabajo en la Guerra y el trágico final de sus días) es una película hecha para gustar y para emocionar al gran público.

Correctísima, entretenida pero al final algo blanda (muy del gusto de los premios de la Academia), su conclusión es algo inocua para lo que debería haber sido una buena representación de tan fundamental personaje histórico.

Monstruo o Héroe, su condición sexual le llevó a una condena por conducta indecente que supuso una castración química y su posterior suicidio con solo 41 años de edad.

La Historia, Gran Bretaña y el mundo entero le deben mucho a su memoria, por lo menos con este film su figura empezará a ser recordada por la mayoría.

Parte de los avances del mundo en el que vivimos se los debemos a él, así qué no esta de más conocer un poco la vida de este maravilloso ser incomprendido. Un adelantado a su tiempo.

 

 

 

To Top