Publicidad

disco

VV.AA., “Too Slow to Disco Brasil” (How Do You Are? 2018)

Sea ironía postmoderna, o sea por convicción, las recopilaciones de Too Slow to Disco nos han proporcionado hasta ahora unas cuantas horas de “placer culpable” a partir del buceo documentado y desprejuiciado en algunos de los estilos musicales más denostados por la crítica y por melómanos de supuesto buen gusto: yatch rock, AOR, pop ochentero de la costa oeste norteamericana…

Leer más

disco

Parquet Courts, “Wide Awake!” (Rough Trade, 2018)

Que Parquet Courts hayan hecho un disco producido por Danger Mouse es, por decirlo de alguna forma, algo bastante curioso. La banda de Texas (afincada en Nueva York) es reconocida por su sonido crudo y sus arrebatos punk y hardcore, pero si es cierto que, poco a poco, han ido abriendo nuevos caminos y bajando la velocidad de sus canciones. Por eso, al final, que en un productor de funk les hiciera de guía, tampoco tiene mucha importancia. Además, lo que ellos querían era que el disco tuviera esa dualidad entre la alegría del funk y la rabia del hardcore. Y, como bien comentan, “en el disco hay muchos momentos en los que cantan todos a la vez, y eso se asocia tanto con el hardcore, como con Funkadelic”.

Leer más

disco

Courtney Barnett, “Tell Me How You Really Feel” (Popstock!, 2018)

Casi sin comerlo ni beberlo, Courtney Barnett se ha convertido en la reina del indie-rock actual. La australiana no cuenta con una discografía muy extensa, pero su propuesta ha calado muy hondo entre crítica y público. Incluso entre otros artistas con más bagaje musical, como es el caso de Kurt Vile, con el que editó un disco conjunto el año pasado. Además, también ha servido de inspiración para muchas chicas que se han lanzado a coger la guitarra y que nos están dejando discos maravillosos.

Leer más

cine

The Walking Dead: certificado de defunción

The Walking Dead, basada en los cómics creados por Robert Kirkman, heredaba de estos la estupenda premisa de contar lo que pasa después de una película de George A. Romero -a quien se dedica un episodio de esta octava temporada-. La idea era extender infinitamente el escenario post-apocalíptico de La noche de los muertos vivientes (1968), algo que, en realidad, Romero hizo con sus propias secuelas. Esa promesa se ha cumplido, lo que no significa necesariamente que estemos ante una buena serie de televisión.

Leer más
To Top